lunes, 13 de febrero de 2017

Encuesta pionera sobre los deberes escolares

Los resultados servirán para «matizar, puntualizar, incrementar o rebajar» el documento del Consejo Escolar de Castilla y León 

el norte | valladolid 

A partir del próximo lunes y durante dos semanas, docentes, padres y estudiantes de Castilla y León realizarán unas 10.000 encuestas vía internet sobre los deberes escolares, en una iniciativa sin precedentes en España y la UE que permitirá elaborar una guía de buenas prácticas en esa materia.Esta herramienta para conocer la opinión de la comunidad educativa sobre las tareas que debe hacer el alumno fuera del centro escolar se ha consensuado en la Comisión Autonómica sobre deberes escolares, de la que forman parte la administración, las familias, el alumnado y otros colectivos, que han detallado hoy en rueda de prensa el contenido de la encuesta.

En esos cuestionarios se preguntará por cuál debería ser la finalidad de los deberes escolares en las diferentes etapas educativas; cómo deberían organizarse estas tareas en los centros; qué cantidad y tiempo sería razonable dedicarles en cada curso; cómo debería afrontarlos el alumno; o qué tipo de colaboración sería imprescindible entre el profesorado y las familias.

Los cuestionarios, según ha detallado el director general de Política Educativa Escolar de la Junta, Miguel Ángel Vega, se completarán a través del Portal de Educación de la Consejería de Educación www.educa.jcyl.es, y los habrá de tres tipos: los dirigidos a los 4.000 alumnos elegidos para la encuesta de entre los que cursan quinto curso de Primaria y tercero de la ESO, los otros tantos que tendrán que rellenar sus padres y unos pocos menos que tendrán que contestar sus profesores.

Se trata de una encuesta voluntaria y anónima, para que la se acreditará a los alumnos seleccionados por una muestra de centros sostenidos con fondos públicos, de la que no se publicarán los resultados, que servirán para «matizar, puntualizar, incrementar o rebajar» el documento que sobre deberes presentó el Consejo Escolar autonómico, ha explicado su presidente, Marino Arranz.

Ese documento considera que los deberes escolares deben adaptarse a las etapas académicas y a la capacidad de cada alumno, ser racionales en su planteamiento y dejar tiempo libre, y que se vean como un aprendizaje y no como un castigo.

Con las veintidós preguntas que contestarán los alumnos, la veintena que responderán los profesores y las dieciséis de las familias, todas ellas consensuadas dentro de la citada comisión, se «afinarán las orientaciones para esa racionalización de los deberes escolares», que se recogerán en una Guía de Buenas prácticas que se prevé que pueda tenerse ya para el próximo curso escolar, según Vega.

«No se trata de un plebiscito sobre deberes sí o no, sino de recopilar datos para contrastar la práctica con las orientaciones», ha puntualizado el director general de Política Educativa Escolar.

Respaldo

Tanto el profesorado, a través de la profesora de secundaria Ana María Martínez, como los padres, por medio de la presidenta de CONFAPACAL en la Comunidad, Marina Álvarez, como el presidente de la federación autonómica de asociaciones de estudiantes, Fernando Ruiz, han respaldado la iniciativa, que permitirá conocer la cantidad, duración y frecuencia de las tareas escolares en Castilla y León.

Ello partiendo del concepto de deber escolar como aquellas tareas obligatorias que manda el profesor fuera del aula y la jornada escolar para hacerla con o sin ayuda, que no incluyen ni la lectura ni otras actividades extraescolares que decidan las familias.

La Guía resultante permitirá contar con un documento orientativo hasta que se resuelva el debate nacional sobre los deberes, que analiza la subcomisión creada para trabajar por un pacto educativo en España y que se recogerá en una nueva ley de educación, después de que a final de 2016 el Congreso instará al Gobierno a regular esta cuestión.

No hay comentarios: