viernes, 15 de mayo de 2015

Expedientan a Serunión por purés en mal estado y una tuerca en un menú


Ha sucedido en seis comedores de Segovia, mientras que la Junta tiene en consideración la "reincidencia" por los gusanos en la sopa de centros en León

Ical
15/05/2015 (16:16 horas)

La Junta de Castilla y León abrió expediente a la empresa que gestiona los comedores escolares de buena parte de la Comunidad, Serunión, tras detectarse ayer irregularidades en la comida de siete centros educativos de Segovia. En seis de ellos, por un exceso de acidez en el puré que pudo deberse a un problema de conservación, y en un séptimo, al encontrar un niño una tuerca en el plato que le acababan de servir.
En la investigación trabajan las consejerías de Educación y Sanidad y todavía tardará varios días en cerrarse. El delegado territorial de la Junta en Segovia, Javier López-Escobar, aseguró en declaraciones a Ical que no se descarta incluso la rescisión del contrato con Serunion, sobre la que también pesa la “reincidencia” por la detección, el pasado mes de octubre, de larvas de gorgojo en la sopa de cinco comedores de León y uno de Segovia.
Las conclusiones provisionales de la Junta apuntan hacia una falta grave en el caso del puré, en lugar de muy grave, porque en principio no se han detectado riesgos para la salud, “sólo de sabor”, a la espera de que se conozcan los resultados de los últimos análisis encargados a Sanidad con carácter preventivo. Distinto es el caso de la tuerca, que “no ha tenido ninguna consecuencia pero pudo tenerla”, por lo que podría ser tipificado como muy grave, “y quedaría por calificar la reincidencia también”, recordó López-Escobar.
El mal sabor del puré se detectó en los comedores de los centros educativos Villalpando, Domingo de Soto y Diego de Colmenares, de la capital segoviana; Los Llanos, de Valverde del Majano; Ayllón, del municipio del mismo nombre; y Las Cañadas, de Trescasas. Y la tuerca, en el CEIP Atalaya, de Palazuelos. Todos ellos cuentan con servicio de comida de línea fría, catering, igual que otros seis centros de la provincia donde no se registraron incidencias.
De momento no ha habido ninguna comunicación de incidentes en los centros de salud relacionados con estos casos, aunque la Junta mantiene la alerta y la ha extendido al resto de comedores de la Comunidad gestionados por Serunion.
Causas
Respecto al mal sabor del puré, el delegado precisó que en los seis comedores afectados “hubo quejas” de profesores y alumnos, aunque no de todos, e incluso hubo quienes se lo comieron sin percibir ningún problema. Sanidad tomó varias muestras el mismo jueves para analizar el nivel de PH, que resultó ser más bajo de lo habitual (5,3, frente a una media de 5,6 o 5,7), de ahí la acidez.
“Lo más probable” es que el alimento sufriera “algún tipo de alteración” durante el almacenaje o el transporte, “puede que por las altas temperaturas de los últimos días” y porque “no se haya conservado el frío en todo momento”, precisó López-Escobar. Este viernes se realizaron nuevos análisis para confirmar que no existen riesgos para la salud y los resultados se conocerán en dos días.
Aparte de la trazabilidad del puré, continúa abierta la investigación por la tuerca detectada por un niño que escuchó el ruido metálico en el plato cuando le estaban sirviendo. “Puede ser una broma de alguien, que no lo parece, o que se haya roto alguna de las máquinas que elaboran ese puré y lo trituran antes de que llegue al transporte”, añadió.
López-Escobar señaló que se trata de un hecho “extraordinario” y pidió no generalizar, aunque también reconoció que comprende “perfectamente” el “enfado de los padres e incluso cierta inquietud”. “Ahora lo importante es aclarar las causas para intentar que no vuelva a suceder, y desde luego llegaremos hasta el final”, subrayó.
“No descartamos nada, desde el archivo del expediente hasta la recomendación de la revisión del contrato o su eliminación, porque no tenemos mayor relación con la empresa que la contractual, no estamos casados con ella y a mí, particularmente, me da exactamente igual, lo que me importa es la calidad del servicio que prestamos”, incidió.
En cualquier caso, todavía habrá que esperar varios días hasta que Educación y Sanidad concluyan sus respectivas investigaciones, si bien el delegado admitió que el suceso, “como mínimo, es grave”. 

No hay comentarios: