martes, 28 de abril de 2015

El Colegio de Psicólogos de Cataluña reclama más profesionales en los institutos tras la agresión mortal en un instituto


BARCELONA, 26 Abr. (EUROPA PRESS)


El Colegio Oficial de Psicólogos de Cataluña (COPC) ha reclamado que haya más 
psicólogos en los centros educativos catalanes después de que el pasado lunes un alumno de 
13 años supuestamente con un brote psicótico matara a un profesor en el instituto Joan Fuster 
de Barcelona. 

En declaraciones a Europa Press, el decano del COPC, Josep Vilajoana, ha pedido más 
medios para poder afinar más en la observación de determinadas conductas: "Reclamamos 
estar más presentes en la primera línea con psicólogos en las escuelas". 

Ha lamentado que en los últimos años se ha "diluido" la figura del psicólogo como orientador 
en los centros educativos en favor de otros profesionales como educadores sociales y 
profesores que no tienen estos conocimientos. 

"Más que la ratio de orientadores por centro, el problema es que muchos de los orientadores 
no son psicólogos", ha criticado Vilajoana, al exigir que se aclaren las competencias de los 
orientadores porque la situación escolar actual es, a su juicio, complicada. 

Según Vilajoana, en las escuelas e institutos "cada vez hay más problemática que afecta a 
la psicología", debido también a la presencia de las tecnologías en la vida de los escolares: 
móviles, ordenadores, video-juegos, series, entre otros. 

Ha defendido "recuperar el nivel de tolerancia cero" para evitar situaciones como la que han 
llevado al primer caso de muerte de un docente a manos de un alumno, y ha añadido que no 
hay que pensar que lo que un alumno dice son solo tonterías. 

"Lo que nos llama la atención es que ¿cómo puede ser que no salte ninguna alarma cuando 
sucede una situación así?", se ha cuestionado el decano al recordar que el alumno explicó a 
compañeros de clase que tenía una lista con nombres de profesores a los que quería matar. 

CONTRA LA ESTIGMATIZACIÓN 

Vilajoana también ha recordado que las personas que sufren alguna enfermedad mental "no 
son más violentas que la población general", según los estudios, sino que más bien sucede 
todo lo contrario. 

Ha pedido que se evite la "estigmatización" de los ciudadanos que padecen algún tipo de 
patología mental, y ha señalado que un brote psicótico no necesariamente ha de llevar a 
conductas violentas.

No hay comentarios: